Páginas

25 de febrero de 2016

Concesivas


Casi no te pienso,
aunque a veces te recuerde.
Sé que sigues existiendo
aunque nada sepa ya de ti.
Quizás tú aún me nombres,
aunque yo no esté allí.

A pesar de que lo único
que compartimos fuera
el mismo sueño.









12 comentarios:

  1. ....porque todos soñamos con quien no dormimos....
    Salut

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ...siempre deseando aquello que no tenemos ¿verdad? :)

      Gracias por estar aquí, Miquel. Un abrazo.

      Eliminar
  2. Lo que no se remata, queda silente, y así los años pasan, los inviernos se suceden, las primaveras nos amotinan la sangre y queda esa luz lejana prendida, de lo que pudo ser y no fue

    Bello poema. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y de esa luz surge la poesía... Muchas gracias Albada. Un beso grande.

      Eliminar
  3. Algo superficial con una persona puede encajar que este maravilloso poema...Pero este poema es profundo a flor de tus palabras y vivir esa experiencia, te acompañará toda la vida; aunque lo pienses...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Buscador, por la visita, por tus elogiosas palabras y por el consejo. Un saludo.

      Eliminar
  4. Algo es algo, en eso de compartir.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso lo dijo un calvo ¿no? :) Un abrazo, Tracy.

      Eliminar
  5. Si que sigue existiendo, si...
    Vive en tu corazón.
    Y te inspira poemas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué lúcido eres, Toro Salvaje.

      Saludos.

      Eliminar
  6. El poema se mantiene en esa ambigüedad que a mi particularmente me encanta... hay quien puede pensar en una ruptura -un desengaño amoroso- o tal vez algo más desgarrador y profundo, de ahí que el tema acaba siendo la ausencia... https://fragmentsdevida.wordpress.com/2016/04/14/poemas-de-amor-versos-humedos-45/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Francisco, es todo un honor formar parte de tus fragmentos de vida. Un abrazo.

      Eliminar

Gracias por dejar tu huella en este blog.